aun teniendo un pasado oscuro, se pueden lograr grandes cambios
photo credit: heldes
Por lo que sufren muchos hombres en la seducción, y por lo que muchos sufrimos alguna vez: la baja autoestima, y no atreverse a destapar todo su potencial. Los que se cohíben queriéndose revelar contra el mundo, y aquellos que se enojan porque sus malditos complejos sólo le hacen mostrar lo peor, sabiendo que pueden lograr muchas cosas; todo eso, se refleja en la debilidad, en lo que se denomina como “macho beta”. Sin embargo, aún teniendo un pasado oscuro, se pueden lograr grandes cambios.
Sé lo que se siente ser el débil, del que todos se burlan y nunca respetan, no porque me lo expresen en las consultas que me hacen, sino porque también fui uno de ellos en una época pasada; y como todo el mundo, yo también tengo un pasado oscuro.
Recuerdo aquellas épocas del colegio, solo imagínate, era algo gordo y bastante alto, eso aproximadamente unos 1.87 metros, ¿y qué le sucede a los grandes?, pues que los relacionan con “el bobo del grupo”, pues sí, ese era yo, del que todos se burlaban y lo más irónico es que yo mismo me reía de que los demás se rieran de mi, ¿puedes creerlo?, en cierto modo por mi timidez aceptaba que se burlaran de mi, aunque en el fondo sabía que no estaba demostrando nada atractivo, para mi fue algo frustrante.
Aunque tuve mis malas rachas, no todo era así, cuando no estaba en mi grupo de amigos escolares, algunas personas sí me veían como alguien normal que quizás no tenía demasiados complejos, y esos eran los que no me conocían, pero una vez empezaba a hablar con ellos ya delataba mi falta de autoestima. Esto lo digo, porque aunque te sientas con bajos ánimos y seas el débil, no siempre das esa impresión, las personas que no te conocen son un gran recurso para que te ayuden a salir adelante.
Lo que sucede con las personas que tienen esos complejos es que están rodeados de cosas que le recuerdan lo débil que son: los amigos, el hogar, su música (por lo general escuchan música bastante romántica, esas que dan ganas de cortarse las venas), su vestuario, etc.
Y según mi experiencia, un cambio que tuve fue cuando llegó la hora de entrar a la universidad, tuve la fortuna de que me alejé de mi hogar, mis padres, mis amigos y demás cosas, me tocó en otro mundo, nuevos amigos, nuevos desafíos y lo peor de todo es que me tocó solo.
Ese fue uno de los grandes cambios que empecé a tener, el de alejarme de las cosas que me hacían recordar mi falta de autoestima y los complejos que tenía; luego empecé a leer libros sobre persuasión, seducción, y sobre cómo influir, escuché algunas autohipnosis también; después vino la práctica, conocí personas que sí conocían el verdadero significado de una amistad, mi autoestima fue incrementando, ¿y el resultado?, bueno, los escritos de mi blog que hablen por sí solos.
Ésa es mi recomendación inicial para los que desean lograr grandes cambios, empieza por cambiar eso externo que tal vez no deja que internamente avances, no importa si tienes pocos amigos, mantente con los que puedas ver un desarrollo.
Por lo menos, yo no soy de aquellos que andan con personas que “llaman la atención por apariencia”, por ejemplo, que tienen un carro lujoso, o que tienen una vida superficial, porque no me gusta el exhibicionismo. Ahora, esto no quiere decir que todos los que tengan un buen carro y ganen mucho dinero sean así, porque he conocido también personas maravillosas que son así y que le aportan cosas positivas a mi vida. La idea es saberlos identificar.
Empieza a crear nuevos hábitos y verás cómo la bienvenida hacia un nuevo cambio estará cerca.
Y bueno, mi historia también es tu historia, deseo salir adelante, quiero avanzar y lograr grandes cambios… me gusta la evolución; tal vez esté más avanzado que otros, pero eso no indica que ya me encuentre en la cúspide de todo conocimiento, esto es de continua práctica.
¡Seduce tu vida!
Share on Google+0Share on Facebook0Tweet about this on Twitter