la atraccion no se dice, se siente
photo credit: zalo_astur

Dos mundos diferentes se encuentran cuando de atracción se trata, y ese mundo tiene dependencia con el sexo del cuál se observe.

No es lo mismo lo que le atrae a un hombre, que lo que le atrae a una mujer, son dos cosas muy distintas.
Para el hombre la atracción se dice y se expresa, y es un error muy común que cometen los novatos, creen que con decirles a las mujeres “me gustas” ya éstas estarán a sus pies, sin embargo, cuando le dices a una mujer “me gustas” lo que sucede es que ésta se aleja, por que para el hombre la atracción se dice.
Para la mujer la atracción no se dice, se siente. Es por eso que podrás observar a algunos hombres feos andando con mujeres hermosas, y estoy seguro que no le atraen porque le dicen “me gustas”, sino porque han sabido encontrar el verdadero secreto acerca de cómo hacer para que la mujer sienta atracción.
He ahí los dos sistemas de atracción que son tan distintos dependiendo del sexo del cuál se observe, el hombre cree que diciendo atraerá, y la mujer cree que sintiendo es que funciona la atracción.

Y puedes notar el ejemplo a tu alrededor, hombres que fracasan en la seducción siguen pensando que lo mejor es expresar sus sentimientos, cuando eso era cuestión de la edad media, la época en la que estaba de moda los poemas, las serenatas, y demás romanticismo que al día de hoy sólo es una bomba que te autodestruirá y te mantendrá soltero por el resto de tu vida.

Aprender a atraer mujeres no es aprender a hablar, es aprender a jugar con sus emociones.

¡Seduce tu vida!
Share on Google+0Share on Facebook0Tweet about this on Twitter